Vacuna contra la varicela

¿Por qué es necesario vacunarse?

La varicela es una enfermedad común en la niñez. En general, es leve, pero puede ser grave, en especial en niños pequeños y adultos.

  • Causa erupción, comezón, fiebre y cansancio.
  • Puede provocar:
    • infecciones cutáneas graves
    • cicatrices
    • neumonía
    • daño cerebral o
    • la muerte.
  • El virus de la varicela puede contagiarse de persona a persona por el aire o por el contacto con el líquido de las ampollas de la varicela.
  • Con el paso de los años, una persona que ha tenido varicela puede sufrir una erupción dolorosa llamada culebrilla.
  • Antes de que existiera la vacuna, alrededor de 11,000 personas al año eran hospitalizadas por varicela en los Estados Unidos.
  • Antes de que existiera la vacuna, alrededor de 100 personas al año morían como resultado de la varicela en los Estados Unidos.

La vacuna contra la varicela puede prevenir este virus. La mayoría de las personas que se vacunan contra la varicela no contraerán este virus. Pero si alguien que ha sido vacunado contrae la enfermedad, esta, por lo general, será muy leve. Esa persona tendrá menos ampollas, será menos propensa a tener fiebre y se recuperará con más rapidez.

¿Quiénes y cuándo deben vacunarse contra la varicela?

Procedimiento

Los niños que nunca hayan tenido varicela deben recibir 2 dosis de la vacuna contra la varicela en las siguientes edades:

  • 1ª dosis: entre los 12 y los 15 meses de edad
  • 2ª dosis: entre los 4 y los 6 años de edad (puede administrarse antes si han transcurrido al menos 3 meses desde la 1ª dosis)
  • Las personas de 13 años o más (que nunca hayan tenido varicela o recibido la vacuna contra esta enfermedad) deben recibir dos dosis con un intervalo de al menos 28 días.

Actualización

La persona que no haya recibido todas sus vacunas y que nunca haya tenido varicela debe recibir una o dos dosis de la vacuna contra esta enfermedad. El momento oportuno de estas dosis depende de la edad de la persona. Pregúntele a su médico. La vacuna contra la varicela puede administrarse al mismo tiempo que otras vacunas.

Nota:

A niños de 12 años o menos se les puede administrar una vacuna “combinada” que se llama SPRV o MMRV en inglés (contiene tanto la vacuna contra la varicela como las vacunas contra el sarampión, las paperas y la rubéola) en lugar de las dos vacunas individuales.

Algunas personas no deben vacunarse contra la varicela o deben esperar

  • Las personas que alguna vez hayan tenido una reacción alérgica (que haya puesto en riesgo su vida) a una dosis anterior de la vacuna contra la varicela o a la gelatina o al antibiótico neomicina no pueden vacunarse contra la varicela.
  • Las personas que tengan una enfermedad moderada o severa el día en que esté programada la aplicación de la vacuna, por lo general, deben esperar hasta recuperarse antes de recibir la vacuna contra la varicela.
  • Las mujeres embarazadas deben esperar hasta haber dado a luz para vacunarse contra la varicela. Las mujeres no deben quedar embarazadas hasta un mes después de haberse vacunado contra la varicela.
  • Algunas personas deben consultarle a su médico si pueden vacunarse contra la varicela, incluida cualquier persona que:
    • tenga VIH/SIDA u otra enfermedad que afecte al sistema inmunitario
    • sea tratada con medicamentos que afecten al sistema inmunitario, como los esteroides, durante 2 semanas o más
    • tenga cualquier tipo de cáncer
    • esté recibiendo tratamiento para el cáncer con radiación o medicamentos
  • Las personas que recientemente hayan recibido una transfusión u otros productos de la sangre deben preguntarle a su médico cuándo pueden vacunarse contra la varicela. Consulte a su médico para obtener más información.

¿Cuáles son los riesgos de la vacuna contra la varicela?

  • Una vacuna, al igual que cualquier medicamento, puede provocar problemas graves, como reacciones alérgicas severas.
  • El riesgo de que la vacuna contra la varicela ocasione un daño grave, o la muerte, es extremadamente pequeño.
  • Vacunarse contra la varicela es mucho más seguro que contraer la enfermedad.

La mayoría de las personas que se vacunan contra la varicela no desarrollan ningún tipo de problema a causa de ella. En general, las reacciones son más frecuentes después de la primera dosis que después de la segunda dosis.

Problemas leves

  • Dolor o hinchazón donde se aplicó la inyección (alrededor de 1 de cada 5 niños y hasta 1 de cada 3 adolescentes y adultos)
  • Fiebre (1 de cada 10 personas, o menos)
  • Erupción leve, hasta un mes después de la vacunación (1 de cada 25 personas).

Es posible que estas personas contagien a otros miembros de su familia, pero esto es extremadamente raro.

Problemas moderados

  • Convulsión (movimientos espasmódicos o mirada fija) provocada por la fiebre (muy poco frecuente).

Problemas severos

  • Neumonía (muy poco frecuente)

Se han reportado otros problemas graves, entre ellos reacciones cerebrales severas y bajo recuento sanguíneo, luego de la vacunación contra la varicela. Estos problemas se producen con tan poca frecuencia que los expertos no pueden determinar si son causados por la vacuna o no. Si lo son, es extremadamente raro.

Nota:

  • La primera dosis de la vacuna SPRV ha sido asociada con erupción y niveles más altos de fiebre que cuando se administran la vacuna SPR o MMR en inglés (sarampión, paperas y rubéola) y la de la varicela por separado.
  • Se ha reportado erupción en aproximadamente 1 de cada 20 personas y fiebre en aproximadamente 1 de cada 5 personas.
  • También se reportan con más frecuencia las convulsiones causadas por la fiebre después de la SPRV. Por lo general, estas ocurren entre los 5 y los 12 días posteriores a la primera dosis.

¿Qué hago si ocurre una reacción grave?

¿A qué debo prestar atención?

  • Debe prestar atención a cualquier aspecto que le preocupe, como:
    • signos de una reacción alérgica severa
    • fiebre muy alta
    • cambios de comportamiento
  • Los signos de una reacción alérgica severa pueden incluir:
    • urticaria
    • hinchazón de la cara o la garganta
    • dificultad para respirar
    • pulso acelerado
    • mareos
    • debilidad.
  • Estos podrían comenzar entre algunos minutos y algunas horas después de la vacunación.

¿Qué debo hacer?

  • Si piensa que es una reacción alérgica severa u otra emergencia que no puede esperar, llame al servicio de emergencia local de su país o lleve a la persona al hospital más cercano.
  • De lo contrario, llame a su médico.

Fuentes

Adaptación de Immunization Action Coalition, Vaccine Information Statements

Fuentes

Adaptación de Immunization Action Coalition, Vaccine Information Statements

Fuentes

Adaptación de Immunization Action Coalition, Vaccine Information Statements