Vacuna contra el ántrax

¿Qué es el ántrax?

El ántrax es una enfermedad seria que puede afectar tanto a los animales como a los seres humanos. Está causada por una bacteria llamada Bacillus anthracis. La gente puede contraer ántrax al tener contacto con animales, lana, carne o cueros infectados.

Ántrax cutáneo

En su forma más común, el ántrax es una enfermedad de la piel que causa úlceras en la piel y por lo general fiebre y cansancio. Hasta el 20% de estos casos son mortales si no se los trata.

Ántrax gastrointestinal

Se puede contraer esta forma de ántrax al comer carne infectada cruda o insuficientemente cocida. Los síntomas pueden incluir fiebre, náuseas, vómitos, dolor de garganta, dolor e hinchazón abdominal y ganglios linfáticos hinchados. El ántrax gastrointestinal puede conducir a envenenamiento de la sangre, estado de shock y la muerte.

Ántrax inhalado

Esta forma de ántrax, que se contrae cuando se inhala la bacteria B. anthracis, es muy seria. Los primeros síntomas pueden incluir dolor de garganta, fiebre leve y dolores musculares. En los próximos días a esos síntomas los siguen problemas respiratorios graves, estado de shock y, a menudo, meningitis (inflamación del revestimiento del cerebro y de la médula espinal). Esta forma de ántrax requiere hospitalización y tratamiento agresivo con antibióticos. A menudo es mortal.

Vacuna contra el ántrax

La vacuna contra el ántrax protege contra la enfermedad del ántrax. La vacuna que se usa en Estados Unidos no contiene células de la bacteria B. anthracis y no causa ántrax. En los Estados Unidos, la vacuna contra el ántrax fue autorizada originalmente en 1970 y se volvió a autorizar en 2008. Según pruebas limitadas pero sólidas, la vacuna protege contra el
ántrax cutáneo (de la piel) y el ántrax inhalado.

¿Quiénes deben vacunarse contra el ántrax y cuándo?

La vacuna contra el ántrax se recomienda para ciertas personas de 18 a 65 años de edad que podrían estar expuestas a grandes cantidades de la bacteria B. anthracis en el trabajo, incluyendo:

  • ciertas personas que trabajan en laboratorios o en remediación
  • ciertas personas que manejan animales o productos de animales
  • cierto personal militar, según lo determine el Departamento de Defensa

Estas personas requieren 5 dosis de la vacuna (en el músculo): la primera dosis cuando se identifica un posible riesgo de exposición y las 4 dosis restantes a las 4 semanas y a los 6, 12 y 18 meses después de la primera dosis. Se recomiendan dosis anuales de refuerzo para mantener la protección. Si no se aplica una dosis en la fecha en que se debe aplicar, no es necesario volver a empezar la serie. Reanude la serie tan pronto sea práctico.

La vacuna contra el ántrax también se recomienda para personas no vacunadas que estuvieron expuestas al ántrax en ciertas situaciones. A estas personas se les deben aplicar 3 dosis de la vacuna (debajo de la piel). La primera dosis se debe aplicar lo antes posible después de la exposición y la 2ª y 3ª dosis 2 y 4 semanas después de la primera.

Algunas personas no deben vacunarse contra el ántrax

  • Las personas que tuvieron una reacción alérgica seria a una dosis anterior de la vacuna contra el ántrax no se deben poner otra dosis.
  • Las personas que tengan una alergia grave a algún componente de la vacuna no deben ponerse una dosis. Diga a su doctor si
    usted es gravemente alérgico a algo, incluyendo al látex.
  • Si tuvo alguna vez el síndrome de Guillain Barré (GBS), es posible que su profesional de la salud le recomiende que no se
    ponga la vacuna contra el ántrax.
  • Si tiene una enfermedad moderada o grave, es posible que su profesional de la salud le pida que espere hasta recuperase para vacunarse. Por lo general las personas levemente enfermas pueden ser vacunadas.
  • La vacunación podría ser recomendada para las mujeres embarazadas que estuvieron expuestas al ántrax y que están en riesgo de contraer la enfermedad inhalada. Las madres que amamantan pueden ser vacunadas contra el ántrax sin peligro.

¿Cuáles son los riesgos de la vacuna contra el ántrax?

Las vacunas, como cualquier medicamento, pueden causar problemas serios, como reacciones alérgicas graves. El ántrax es una enfermedad muy seria y el riesgo de que la vacuna cause un daño serio es sumamente bajo.

Problemas leves

  • Reacciones en el brazo en el lugar donde se aplicó la vacuna:
    • Sensibilidad al tacto (aproximadamente 1 persona de cada 2)
    • Enrojecimiento (aproximadamente 1 de cada 7 hombres y 1 de cada 3 mujeres)
    • Picazón (aproximadamente 1 de cada 50 hombres y 1 de cada 20 mujeres)
    • Bulto (aproximadamente 1 de cada 60 hombres y 1 de cada 16 mujeres)
    • Moretón (aproximadamente 1 de cada 25 hombres y 1 de cada 22 mujeres)
  • Dolores musculares o limitación temporal del movimiento del brazo (aproximadamente 1 de cada 14 hombres y 1 de cada 10
    mujeres).
  • Dolor de cabeza (aproximadamente 1 de cada 25 hombres y 1 de cada 12 mujeres).
  • Cansancio (aproximadamente 1 de cada 15 hombres y 1 de cada 8 mujeres).

Problemas graves

  • Reacción alérgica seria (ocurre muy rara vez, menos de una en 100,000 dosis).

Como con cualquier vacuna, se han informado otros problemas graves, pero ellos no parecen ocurrir con mayor frecuencia entre los vacunados contra el ántrax que entre las personas no vacunadas. No hay pruebas de que la vacuna contra el ántrax cause problemas de salud a largo plazo.

Comités independientes formados por civiles no hallaron que la vacuna contra el ántrax sea un factor en las enfermedades
inexplicadas de algunos veteranos de la Guerra del Golfo.

¿Qué pasa si hay una reacción moderada o grave?

¿A qué debo prestar atención?

  • Preste atención a cualquier cosa fuera de lo común, como una reacción alérgica grave o fiebre elevada.
  • Si hay una reacción alérgica grave, ocurriría a los pocos minutos o dentro de una hora de haberse vacunado. Los signos de una reacción alérgica seria pueden incluir:
    • dificultad para respirar
    • debilidad
    • ronquera o sibilancias
    • latidos rápidos del corazón
    • ronchas
    • mareos
    • palidez
    • hinchazón de la garganta

¿Qué debo hacer?

  • Llame a un médico o al sistema local de salud de su país, o lleve a la persona inmediatamente a un doctor.
  • Diga a su doctor lo que ocurrió, la fecha y la hora en que ocurrió y cuándo recibió la vacuna.

Fuentes

Adaptación de Immunization Action Coalition, Vaccine Information Statements